Entrar a pagina

lunes, 23 de octubre de 2017

Con Caro Quintero, Don Neto y Félix Gallardo El Cártel de Guadalajara era el más "Chingón", pero esta fue la ejecución que acabo con su poderío en México



Guadalajara, Jal.- Rafael Caro Quintero, Ernesto Fonseca, "Don Neto" y Miguel Ángel Félix Gallardo fueron los socios fundadores del famoso Cártel de Guadalajara que mantuvo de cabeza a las autoridades mexicanas en los años 80's. Su gran habilidad para la logística y venta de drogas los colocó rápidamente en la cima del poder. Pero un sólo hecho marcó la vida de los tres para siempre.

Enrique ‘Kiki’ Camarena fue un agente encubierto de la DEA nacido en Mexicali, Baja California, el 26 de julio de 1947, pero radicado en Calexico, California, por lo que obtuvo la nacionalidad estadounidense.

En 1968 se incorporó a las filas castrenses estadounidenses y posteriormente al Departamento de Narcóticos que lo trasladó a una misión en México en 1981, específicamente para infiltrarse en el Cártel de Guadalajara, comandado por Félix Gallardo, y donde logró reportar los pasos de otros famosos integrantes del grupo criminal como Rafael Caro Quintero y Ernesto Fonseca Carrillo, alias “Don Neto”.

Según El Universal, Camarena logró documentar muchas operaciones de trasiego de drogas de dicho cártel, lo que derivó en golpes de las autoridades como el ocurrido en el rancho El Búfalo, en Chihuahua, donde se aseguró una de las más grandes sembradíos de marihuana en la época, lo que sin embargo generó sospechas hacia su persona por parte de los líderes criminales.

El 7 de febrero de 1985, Kikí Camarena fue secuestrado en pleno centro de Guadalajara por un comando. Según la DEA, el agente fue brutalmente torturado y asesinado dos días después del plagio, pero su cuerpo fue hallado hasta el 5 de marzo de ese mismo año.

Este hecho, generó mucha presión del gobierno de Estados Unidos hacia México. El narcotraficante Rafael Caro Quintero fue acusado del asesinato del agente Enrique Camarena Salazar y del piloto mexicano Alfredo Avelar.

Caro Quintero fue detenido el 4 de abril de 1985 en Costa Rica junto con Sara Cristina Cosío Vidaurri Martínez, hija del ex secretario de educación de Jalisco, César Cosío Vidaurri, y sobrina del ex gobernador Guillermo Cosío Vidaurri.

En diciembre de 1989, Caro Quintero fue sentenciado a 40 años de cárcel por el plagio y homicidio del agente antidrogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) Enrique Camarena Salazar y del piloto Alfredo Zavala Avelar.

De esos años, pasó los primeros años en el Centro Federal de Readaptación Social (Cefereso) del Altiplano, antes conocido como Almoloya, en el Estado de México.

En el 2007, fue trasladado a Puente Grande, hasta que en el 2010 un juez federal le concedió un amparo para que fuera trasladado al Reclusorio Preventivo de Guadalajara.

Sin embargo, el jueves 8 de agosto de 2013 un tribunal colegiado decreta la libertad de Rafael Caro Quintero por supuestas irregularidades en el proceso por el homicidio del agente de la DEA, Enrique Camarena.

No obstante, el capo cuenta con una orden de reaprehensión y actualmente se encuentra prófugo de la justicia.

"Don Neto" recibió una sentencia de 40 años en 1985, actualmente se encuentra en arresto domiciliario.

El día de hoy, un juez federal sentenció a 37 años de prisión a Miguel Ángel Félix Gallardo,"El Jefe de Jefes", quien se encuentra actualmente recluido en un penal federal de Morelos.

Asimismo, el juez Cuarto de Distrito en Materia de Procesos Penales Federales de Jalisco le fijó como reparación integral del daño 20 millones 810 mil, cuatro pesos, con 80 centavos, en moneda nacional, los cuales deberán ser asignados a los familiares de las personas asesinadas.



EL “CHINITO ANTRAX” DE ESCOLTA DE LOS ZAMBADA A JEFE DE LOS “ANTRAX” DEL PODEROSO CÁRTEL DE SINALOA



Miembro del cártel de Sinaloa desde finales de los noventa, identificado como escolta de la familia Zambada desde los primeros años del nuevo siglo.

El Chino Antrax de escolta de los Zambada a jefe de los Antrax del Cártel de Sinaloa

Y reconocido como líder sicario del brazo armado los Ántrax del Cártel de Sinaloa desde 2008, José Rodrigo Aréchiga Gamboa está ubicado por las autoridades –extraoficialmente– como autor material e intelectual de decenas de homicidios cometidos en contra de los integrantes del Cártel de Los Beltrán Leyva y los Carrillo Fuentes en Sinaloa, Sonora y Baja California, por lo menos desde 2007.

Durante los últimos cinco años, reportes periodísticos advierten su paso por Sinaloa, Sonora y Baja California, pero en ningún estado existe orden de aprehensión o expediente abierto en su contra; la Procuraduría General de la República (PGR) tampoco lo buscó nunca, Datos recientes indican la ampliación de su actividad criminal a Guerrero, Morelos y Estado de México.

Pero de nuevo los datos constan solo en versiones de las áreas de investigación y/o inteligencia que proporcionan información a la prensa, pero casi nada consta en expedientes, con excepción de los dichos de algunos criminales detenidos que aseguran “trabajar” para el Chino o Los Ántrax.

En Baja California Sur, la PGR iniciaba apenas la investigación de una línea que ubicaba a Rodrigo Aréchiga como presunto responsable de ordenar el asesinato de Francisco Arellano Félix el Doctor, cometido en el municipio de Los Cabos el 18 de octubre de 2013.

Sus actividades criminales con el Cártel de Sinaloa empezaron de la mano de Vicente Zambada Niebla, el Vicentillo. Veinteañeros ambos, dos, tres años más joven José Rodrigo Aréchiga Gamboa el Chino Ántrax, llegó a Baja California como escolta del hijo de Ismael el Mayo Zambada, a finales de los años noventa, cuando la pugna entre la mafia sinaloense y el Cártel de los Arellano Félix se recrudeció en Tijuana y Mexicali a partir de la escisión intencional del CAF, que peleó a sangre encabezar criminalmente el territorio de las californias.

La presencia del Chentillo y su gente en Tijuana obra en expedientes criminales que datan del año 2000, señalados como jefes criminales de un grupo de matones, integrados por policías y ex policías responsables de varias muertes, entre ellas del jefe de la policía de Tijuana, Alfredo de la Torre .

De entonces su relación y amistad con Cenobio Flores y/o Luis Fernando Castro Villa el Checo (prófugo) y Gonzalo Inzunza, el Macho Prieto (presuntamente muerto en Sonora 18 de diciembre 2013), designados para coordinar criminalmente la plaza Mexicali para la mafia sinaloense.

Entre 2007 y 2009, expedientes oficiales y extraoficiales de la procuraduría del estado mencionan la presencia de sicarios sinaloenses, trasladados exprofeso a Mexicali, para asesinar a policías y civiles que sirvieran al Cártel Arellano y al Cártel Beltrán Leyva. Para entonces los Ántrax ya se habían convertido en el brazo armado del Cártel de Sinaloa encabezado por los Zambada. Los narco-corridos refiriendo la relación de Rodrigo Aréchiga con los líderes narcotraficantes de Baja California empezaban a inundar las redes sociales.

Precisamente en la capital bajacaliforniana el Chino Ántrax hizo relación con Alfonso Arzate el Aquiles, cuando este último, apoyaba en el valle el movimiento de cargamentos de droga realizados por el Macho Prieto.

Arzate y Aréchiga escalaron espacios en el organigrama delictivo prácticamente al mismo tiempo: el primero desplazando a Fernando Sánchez Arellano el Ingeniero, aprovechando la debilidad financiera del CAF originada por su pugna interna con Eduardo García Simental, el Teo, y el segundo tras la detención de su jefe directo Vicente Zambada en marzo de 2009.

Desde entonces eran comunes los traslados del Chino Antrax de Culiacán a Los Cabos, Tijuana o Mexicali, para supervisar el trasiego de su droga y la de Ismael Zambada Imperial, el Mayito Gordo, la cual cruzaban por toneladas a Baja California Sur y por las entidades bajacalifornianas. Lo hacían protegidos por los cabecillas de las células de traficantes locales.

Su presencia constante en ambas regiones también estuvo resguardada por cuantiosos pagos a las policías estatales y municipales. De hecho en Baja california hubo poca referencia a su presencia, después de los asesinatos de Alfredo de la Torre (Tijuana 2000) y del ex comandante José Ramón Velázquez (Mexicali 2007), quien reveló la presencia de grupos armados del Cártel de Sinaloa en Mexicali solapado por la Procuraduría del Estado y respaldados operativamente por agentes ministeriales.

Rodrigo Aréchiga en BCS

La presencia de este personaje fue detectada en febrero del 2011 en Baja California Sur, cuando la policía municipal de Los Cabos detuvo a un vendedor de droga y en los celulares le encontraron fotografías de armas largas, granadas, vehículos blindados y un cartel que circulaba entre los celulares de delincuentes y donde eran convocados a formar parte de “Las Fuerzas Especiales de los Ántrax” en ese municipio.

El vendedor de droga fue consignado al Centro de Operaciones Estratégicas (COE) y los datos obtenidos del teléfono ayudaron a los investigadores a detectar la presencia de Noé Castro, identificado como el R1, quien en ese entonces funcionaba como brazo derecho de José Rodrigo Aréchiga Gamboa en la comunidad comondueña.

El criminal, presunto hermano de Christopher y Redelio Castro, este último conocido como el Pocho Ántrax, -asesinados el 14 de mayo del 2009 y el 7 de marzo del 2010, respectivamente-, había iniciado operaciones en Los Cabos y fue identificado por fuerzas militares como la persona que grabó un audio enviado al Ejército para anunciar el inicio de operaciones de este grupo de sicarios.

En su comunicado aseguraban que habían llegado a defender a la población de la posible entrada de Los Zetas, por órdenes de Ismael el Mayo Zambada.

Detrás de el R1, de acuerdo con el trabajo de inteligencia de la PGR y la Sedena, aparecía el Chino Ántrax, quien temporalmente vivió en Los Cabos y estuvo a punto de ser capturado en el 2012, cuando elementos federales realizaron tres cateos en el exclusivo fraccionamiento de El Pedregal de Cabo San Lucas; el hombre escapó y las fuerzas del orden solo lograron asegurar drogas y armas.

En este operativo especial realizado en junio del 2012 participaron agentes de la PGR y efectivos de la Sedena y la Marina, quienes, sigilosos, únicamente utilizaron unidades terrestres.

Desde entonces no se tuvo mayor registro de él en Los Cabos, hasta que —de acuerdo con un funcionario de la PGR— se inciaron pesquisas para confirmar que fue el responsable de planear y ordenar el crimen de Francisco Rafael Arellano Félix en Los Cabos, a través de un sicario de su confianza identificado como el R1. El motivo, indican las fuentes consultadas, fue que Rafael Arellano había reiniciado sus actividades delictivas aunque constreñidas al lavado de dinero, pero Aréchiga quería dejar claro de quién era la plaza.

La PGJE confirmó que aunque todavía no termina la investigación por el homicidio Arellano, tiene indicios de que el responsable del crimen pudo ser un matón identificado como R13, el cual coincide con el homicida en rasgos y complexión física, pero en el estado reiteraron que tienen a otros dos sospechosos

Los Ántrax

Limitada es la información y expedientes oficiales que contiene el nombre y crímenes cometidos por José Rodrigo Aréchiga Gamboa, el Chino Ántrax; la única procede de autoridades de Estado Unidos, básicamente la acusación sellada 13-CR-4517-DMS emitida por la fiscalía en San Diego, California del 20 de diciembre de 2013, y la alerta del Departamento del Tesoro de Estados Unidos emitida –con todo y fotografía– el 8 de enero de 2014.

“…es responsable de la selección y eliminación de rivales de Zambada García”, “también se encarga de la transportación y asuntos de logística”, acusó el gobierno norteamericano.

En México la actividad de los Ántrax y sus jefes delictivos está revelada en notas periodísticas fundamentadas conforme a sus autores, en versiones proporcionadas por La Secretaría de la Defensa, las Secretarías de Seguridad, la Procuraduría General de la República y hasta los Servicios Médicos Forenses asentados en Sinaloa, Sonora, Baja California, Guerrero, Distrito Federal y Estado de México.

Conforme a estos datos, las autoridades han combatido este brazo armado dedicado a proteger las espaldas de la prole del Mayo Zambada y asesinar a los competidores, que en el primer momento de la pugna sinaloense fueron defendidos por Los Zetas, quienes ingresaron al territorio criminal para proteger los intereses delictivos de los hermanos Beltrán Leyva en la pugna iniciada contra Guzmán y Zambada entre 2007 y 2008.

De quienes iniciaron este grupo de sicarios, desactivaron a Manuel Torres Félix el Ondeado, criminales opositores proporcionaron información y elementos del Ejército Mexicano lo abatieron el 13 de octubre de 2012.

En condiciones similares, pero esta vez enfrentado con personal de la Secretaría de Marina, murió (presuntamente, la PGR no ha dado información de la posesión del cadáver) Gonzalo Inzunza el Macho Prieto el 18 de diciembre de 2013; la Comisión Nacional de Seguridad confirmó el deceso al día siguiente. Y al chino Ántrax lo detuvieron en Holanda 13 días después.



domingo, 22 de octubre de 2017

EJERCITO "GANCHO" SUBURBAN y 5 ESCORPIONES BIEN ARMADOS,ALIADOS del PANILO



Cinco personas que viajaban en una camioneta suburban fueron detenidas, luego de que una unidad del ejército emprendiera una persecución en su contra por la zona centro de Río Bravo.

Los hechos se registraron por la mañana en la calle Guanajuato que abarca de oriente a poniente la ciudad.

La persecución militar a balazos concluyó frente a la escuela primaria "Margarita Maza de Juárez" y el kínder "Federico Froebel", lo que generó alerta y zozobra entre padres de familia y la población.

Aunque no hubo reporte oficial de la Sedena, testigos informaron que de la camioneta suburban blanca los soldados bajaron a dos sujetos y los camilleros de las ambulancias se llevaron a tres heridos.

Los soldados también bajaron de la camioneta decenas de rifles de alto poder, municiones y cartuchos, pero no informaron la identidad de los arrestados.

La situación fue controlada por los militares, acordonaron el área y desviaron el tráfico hasta el arribo de Servicios Periciales de la Procuraduría General de Justicia del Estado.

En redes sociales, el denominado Grupo Escorpiones de Matamoros avisó a la ciudadanía de Reynosa y Río Bravo que procuraran no salir porque buscan exterminar al grupo de "El Pelochas" o "Metro 28".

Río Bravo es el principal centro de operaciones de Luis Alberto Blanco Flores, alias "El Pelochas" o"Metro 28", quien mantiene una guerra con el grupo dominante de Reynosa que comanda Petronilo Moreno Flores, "El Panilo", ambos pretenden ser el líder único del Cártel del Golfo.

Las situaciones de alerta difundidas en internet y los narco-mensajes provocaron que las escuelas de todos los niveles registraran altos índices de ausentismo, e incluso algunas suspendieron labores este viernes.



Con corte del pecho hasta los genitales y desnudo dejan ejecutado con el siguiente mensaje "Por lacra, lo que se debe se paga"



Entre matorrales fue localizado un cuerpo desnudo que presentaba un corte desde el pecho hasta los genitales en el municipio de El Salto.

El cadáver se encontraba a la altura de la carretera a El Verde y la calle Soledad Barragán de la colonia Esperanza.

Sobre el cuerpo del occiso había dos letreros con “horrores ortográficos” que lo acusaban de lacra, uno de los mensajes decía “Esto le va a pasar a todos los q’ rovan prinsipalmente el respeto a las señoras” y otro la leyenda “Por lacra lo que se deve se paga”.



Confesiones: La vida después de ser Sicario, "he querido volver a quebrar a un chingo de raza"



El autolavado lo dejé desde hace tiempo. Entre más lavaba carros, menos me pagaban. Si faltaba a trabajar me descontaban dos días de un sueldo miserable y eso me hacía encabronar. Para subsistir no me he limitado.

Los lunes me levanto desde temprano para descargar los puestos del tianguis que llega al pueblo. Aunque eso de por sí es una putiza, ayudo también a cargar bultos y eso me deja una feria extra. Por la tarde desarmo los puestos; entre más de volada lo haga está mejor, porque así me da tiempo de desarmar hasta tres y juntar 300 pesos al final del día.

Lo mejor de todo es que los tianguistas me dan verdura y fruta para toda la semana. Los martes, miércoles y jueves bajo a la carretera y me paro afuera de los restaurantes. Y ahí, pues a esperar; porái pasan un chingo de remolques, muchos de los traileros buscan descansar, pero necesitan quien los cuide pa’ que no les roben sus refacciones, y es que una llanta vale como dos mil pesos.

Lavo cabezas de motores, reviso el aceite. Al final junto también unos 300 pesos. En el autolavado la clientela me escupía, burlándose de que a mi edad intentaba aprender a lavar un coche. Me trataban con la punta del pie y yo me llenaba de rabia, de mucho coraje y por instinto apretaba el puño para no dejar que me siguieran humillando. Al final me resignaba a llorar al mismo tiempo que me tragaba las lágrimas. Puta, no sabes el pedo que es aguantarse tanta chingadera.

Pero pues no tengo que flaquear, me digo para no cagarla, No tengo que meter la pata porque si la riego ya todo valió madre. Y no es que no me dan ganas de hacer lo que mejor sé hacer, que es matar gente: he querido volver a quebrar a un chingo de raza, pero no puedo permitírmelo a estas alturas de la vida; sería muy pendejo de mi parte echar por la borda todo lo que he ganado: la libertad de no sentirme perseguido. Sigo teniendo un chingo de miedo, eso nunca se va, pero ahora puedo más o menos andar tranquilo sabiendo que nadie sabe dónde estoy.
Eso ni con todo el dinero del mundo se puede comprar. Yo sé que vivo preso de un pasado que no quiero recordar, o sea que soy preso de todo lo que hice, incluso —de algún modo— de las personas a las que les di piso. Y es que tengo culpas que no podré borrar mientras tenga vida, pero la neta hasta ahorita la he librado de haber muerto mientras jalaba para la organización o de haber terminado preso.

 No sé después, pero hasta ahorita eso he logrado y lo tengo qué cuidar. ¿Cómo? Imitando la manera de ser de los demás, desde cómo hablan hasta cómo caminan; tengo que perderme cabrón entre la raza para no llamar la atención de nadie, ser un güey más de la bola que se chinga todos los días en la calle jalando costales. Ni pedo. Nomás así puedo llevármela tranquilo, sin meterme en pedos; dar que los buenos días, dar que las buenas tardes o las buenas noches, convivir como si nada con la señora que me da de comer en la pensión en donde vivo. Fíjate: hasta fingir que uno está medio pendejo.”

Les dejo una historia sobre el tema :

DESPUÉS DEL ARREPENTIMIENTO , EL PUEBLO PERDONARA ACTOS DE BARBARIE??

 En el Sutra de Angulimala, Buda cuenta la historia de un asesino que descuartizaba a sus víctimas. No conformándose con robarlas, cortaba en pedazos a quienes osaban cruzar el camino entre las regiones de Savatthi y Kosala. Angulimala el sicario, que en sánscrito significa “el del collar de dedos”, se colgaba las extremidades de los cientos de personas que había matado.

 Veinte años después de su iluminación, Buda se cruzó en su camino; Angulimala advirtió desde el un punto más alto del cerro que el monje no iba acompañado. A pesar de que le habían insistido que se alejara de la ruta del asesino, Buda había decidido acercársele.

 El asesino no pudo creer la imprudencia del monje y decidió matarlo de las formas más horribles. Lo persiguió, corrió tras él por todo el busque durante horas a toda velocidad. El monje nunca aceleró su paso y, por más que Angulimala lo cazó, nunca pudo ser alcanzado.

 El homicida le gritó al Buda que se detuviera. Éste le contestó que ya lo había hecho. En realidad, el asesino era el único que seguía en movimiento: al no haber sido capaz de renunciar a la violencia, se precipitaba interminablemente y no paraba.

 Cuando Angulimala se dio cuenta cayó exhausto a los pies del Iluminado y le rogó que lo tomara como discípulo. Y así fue. El pueblo de Kosala de inmediato pidió su cabeza y el Rey se vio obligado a viajar hasta donde el Buda acompañado de 500 guerreros.

 El monarca se conmovió al descubrir que el monje había transformado al asesino, a pesar de que el ejército había intentado reprimirlo con ferocidad innumerables veces.

Sin embargo, el resto jamás lo perdonó: cuando lo vieron orando con la cabeza a rape y vestido con una túnica le destrozaron el cuerpo a palos y pedradas. Ya que estaba completamente ensangrentado, el pueblo lo dio por muerto.



“El Güero” Palma; entre el poder y el sufrimiento



El 15 de junio de 2016 agentes de la DEA entregaron en el puente fronterizo de Ciudad Juárez a un calmado y sonriente  Jesús Héctor “Guero”Palma Salazar a agentes de la Procuraduría General de la República quienes lo esperaban desde la mañana.

Acto seguido, le comunicaron que lo llevarían a las oficinas de Migración para corroborar su identidad y otros datos. Con engaños y seguido muy de cerca por sus abogados lo condujeron a una aeronave del Gobierno Federal y se lo llevaron a la Ciudad de México y por orden de un juez de distrito fue recluido en el penal de máxima seguridad Almoloya de Juárez “La Palma” violentado por Joaquín “Chapo” Guzmán en la considera “fuga del Siglo XXI”.

 Lo acusaban de mandar ejecutar a un comandante de la Policía Judicial del estado de Nayarit, 14 años antes cuando comandaba la plaza y nadie se atrevía a invadir su territorio.

Junto a Guzmán Loera, Héctor Luís Palma llevó al Cártel del Pacífico a lo más alto del mundo de la mafia.

Palma Salazar también sufrió la pérdida de su familia en manos de sus rivales, quienes con engaños llevaron a su mujer a Venezuela, la decapitaron y mataron a sus dos hijos de 4 y 5 años.

El Cártel del Pacífico, de la mano de “El Chapo” y “El Güero”, se apoderó de las rutas del trasiego de droga hasta el año de 1995, fecha en la que Palma Salazar fue detenido tras el desplome de su avioneta en Nayarit.

Palma Salazar fue extraditado a Estados Unidos en 2007, se declaró culpable de haber tratado de distribuir cocaína en 2008 y fue condenado a cumplir 16 años de prisión por transportar 50 kilos de cocaína.

De esta forma, Palma Salazar deberá cumplir condena hasta 2024. Ya se había ordenado dejarlo en libertad el 11 de junio de 2017, pero algo surgió en su expediente que lo mantiene aún en la cárcel.Sus abogados trabajan intensamente para que este hombre, pueda disfrutar de la libertad y recomponer su vida en sociedad.